Sábado 18 de Agosto del 2018     |     11909 entrevistas registradas.         

   

Busca entevistas:

A B C D E F G H I J K L M N Ñ O P Q R S T U V W X Y Z

Entrevista a Manuel Rivas el día 13 de Noviembre de 2003

Pregunta.- ¡Hola! Yo me quedé de piedra cuando oí al consejero de Pesca decir que había sido mejor que el chapapote se hubiera repartido entre todos, como si hablara del gordo de Navidad. ¿Y usted? ¿Cree que puede existir algún argumento "razonable" para sostener esa afirmación?

Respuesta.- Hemos oído muchas barbaridades. Hay frases que merecen, por sí mismas, la dimisión. El Prestige ha hecho que se vomite lo mejor y lo peor de la sociedad. Ahí tenemos un ejemplo más de lo peor. Es increíble que a estas alturas los gobernantes no hayan hecho una sola autocrítica.

P.- Hola Manolo. Ya no sólo vale que hayan convertido un accidente en una catástrofe, ahora quieren que borremos de la memoria inmediata la movilización ciudadana y solidarida de millones de personas con la población gallega, pero ¿por qué crees que el PP tiene esa actitud de persecución y de enfrentamiento con quienes hemos protestado y exigido responsabilidades políticas?

R.- Es verdad que han tratado de imponer la estrategia del olvido y la ley del silencio. PEro han perdido. Creo que es evidente. El virus de la desmemoria no ha conseguido borrar el "disco duro". Por qué esta hostilidad hacia el movimiento ciudadano? Creo que el caso Prestige ha sido un desastre ecológico, pero que merece también ser analizado como un desastre democrático por parte del Gobierno. La Constitución, que tanto esgrimen para otras cosas, habla en su artículo medioambiental más importante de la "indispensable solidaridad colectiva". Pues eso es lo que ha sido, lo que es, Nunca máis. La indispensable solidaridad colectiva.

P.- ¿Qué cuerpo se te quedaba cuando los dirigentes de este país se paseaban por Costa da Morte contándonos lo maravillosa que estaba, mientras que los que no veíamos por sus ojos lo único que contemplábamos era el negro del chapapote y como se te queda ahora cuando se pasean buscando votos y manifestando que ya está como antes del vertido? A mí, desde 1000 km de distancia, me produce vergüenza, indignación e impotencia. La verdad, estoy my harta que me tomen por imbécil. Saludos

R.- Es cierto que se han dado espectáculos esperpénticos de una desvergüenza colosal. La bestia que todos llevamos por dentro algunos la llevan por fuera. Lo que pasa es que todo esto, esta especie de Poisonville (el escenario de la novelas de serie negra de Hammet), debe servirnos para analizar y destripar el poder y para no desfallecer. Hay que quedarse con las nueve olas del mar de la Lanzada: las nueve olas de la fertilidad, la creatividad, la dignidad...

P.- Una pregunta que nos hemos hecho muchas veces, mucha gente: ¿cómo explican los gallegos los resultados de las últimas elecciones autonómicas en Galicia después del Desastre del Prestige?. Muchas gracias.. Por su respuestas.. y por las historias maravillosas que habitualmente nos cuenta!.

R.- La estrategia de manipulación y prestidigitación de los actuales gobernantes tuvo en las elecciones municipales uno de sus episodios centrales. La realidad es esta: Nunca antes habían llevado semejante varapalo electoral. Sin embargo, y me asombro de la ingenuidad de mucha gente, consiguieron colar, interiorizar en la opinión, la idea de que no había pasado nada. Utilizaron una táctica de manipulación muy estudiada, muy repetida, la de crear un "escaparate", lo que se llama en técnicas de manipulación "la aldea potemkiana". Y eso fue Muxía. Un decorado de cartón de piedra, un pequeño pueblo, que ocultó los datos reales. Si las elecciones hubieran sido autonómicas, el PP estaría hoy fuera del poder.

P.- Hola Manuel. Soy Iago, el hijo de Magis. Quisiera preguntarte sobre si la plataforma de la que eres miembro sigue operativa hoy o le ha ocurrido como a la de No a la Guerra y se ha "diliuido". Soy miembro y fundador de una asociación juvenil de Madrid y en mi asociación cuento con compañeros que con anterioridad estaban en la plataforma de No a la Guerra (de Tres Cantos). Nos gustaría seguir informados sobre lo que acontezca en Galicia. Gracias

R.- Nunca Mäis está tan vivo como el mar. Permíteme este tono optimista. Los pesimistas también se equivocan algunas veces. HOy mismo, esta noche, hay previstas manifestaciones en toda Galicia y el próximo domingo creo que volverán a ser muchos miles de personas las que le digan Nunca Mäis a este poder hostil. Nuestra intención es mantener la plataforma como un movimiento cívico en defensa del mar y de las libertades. No es un compromiso efímero.

P.- Buenos días Manuel ¿os habéis planteado desde Nunca Mais que quizás habéis podido generar algo de rechazo en una parte importante de la población por haber politizado demasiado el asunto? Muchas gracias y un saludo.

R.- Nunca Máis fue un clamor aglutinante, plural y muy diverso. Expresó fundamentalmente la necesidad de información y participación en una situación limite. Digamos que detrás hay un mandato casi tan bíblico como democrático: defender el propio hogar. Por parte del poder hubo desde el principio un hostigamiento grosero. En una semana fuimos rojos, anarquistas, amigos de batasuna, etcétera. NO supieron ver lo más sencillo: la necesidad de estar unidos, de tener un relato común, una reserva de esperanza. Perdona, me emociono un poco y no abrevio. Fueron ellos los que nos trataron como enemigos. Recuerda que incluso instaron al fiscal general del Estado para actuar contra Nunca Máis. No es una cuestión política en el sentido partidario. Es otro dilema: ser demócrata o no. Ellos, por ejemplo, Fraga y Aznar, sólo son demócratas para mandar.

P.- Hola: Desde luego la costa está más limpia pero no vemos qué hay debajo de las piedras, la arena y el agua. En Alaska, 12 años después, siguen sin recuperarse, y tres cuartos en Bretaña. ¿Cómo ve el panorama tras un año?

R.- Esa es la cuestión principal, en el aspecto de medio ambiente. Lo que ofrecen es la fachada y dicen: Miren ustedes las playas, ¡cómo han cambiado! Sólo faltaría, después de un año. El problema está en los fondos marinos. Cuando ocurrió lo del Mar Egeo, de escala menor, la reducción de especies se notó de forma drástica tres y cuatro años después. Es increíble que a estas alturas todavía no se hayan coordinador los equipos científicos y que no se hagan informes periódicos. Tapar, tapar. Esa es la consigna. Yo me alegraría con que las consecuencias no fueran tan graves como es de temer. Pero, ¿quién teme a la información, a la verdad, a la investigación? ¿Por qué, hasta hoy mismo, han tratado de bloquear la comisión en el Parlamento europeo?

P.- Ayer regresé de Galicia a Londres. Con la distancia física la reflexión sobre la tierra me suele aparecer más mordaz y clara. Con mi padre y sus coétaneos me enfrasqué en la discusión "catástrofe/NuncaMais-actitud de los gobernantes", yo de parte del primer binomio, ellos defensores del segundo. Mi pregunta es: ante la nula (o desviada) capacidad analítica del ciudadano, ¿cómo acoplar la literatura en la realidad y qué función pragmatica cabe esperar de ella viendo lo que hay?

R.- Galicia es una sociedad plural y creo que no hay que asumir el paisaje humano que ellos, me refiero al poder dominante a sus "pantaloneros", pintan. Lo que pasa es que una sociedad tan controlada y asfixiada no se puede desatornillar en un día. Vivimos además un momento preocupante de recorte de libertades, de intimidación, que no afecta sólo a Galicia. El Prestige, en cierto modo, es una metáfora de lo que está pasando: la codicia, el capitalismo impaciente, pone en peligro la seguridad del ecosistema y de las personas y los pueblos. Frente a esto, hay que desarrollar la ayuda mutua y el espacio de lo público.

P.- En primer lugar felicitarte Manuel por hacerme sentir orgulloso de ser gallego. Nunca olvidaré tus palabras en la mani de Madrid, reconozco que se me cayeron unas lagrimitas. Mi pregunta es la siguiente. ¿Crees que las cabezas visibles de Nunca Máis y la Burla Negra pagareis algún día la "deslealtad" hacia la Xunta? ¿creeis en las socorridas listas negras? Nada más. Unha aperta ben forte Manuel. NUNCA MÁIS.

R.- Creo que hay que obviar la cuestión personal. Pero sí te diré que hay gente, bastante, que ha sufrido y sufre las represalias del poder, en forma de silenciamiento, de marginación... Algunos medios de comunicación y algunos tipos vejaministas, como el vate camorrista Alfonso Ussía, han dicho verdaderas barbaridades sobre nosotros. De todas formas, la novedad es la siguiente: Somos tantos que la lista negra se les confunde con el censo.

P.- Hola Manuel, tal vez la pregunta sea recurrente, ¿piensas que Galicia ha iniciado un proceso de vertebración, socio-política y de superación de su complejo de pueblo victimista, castrado y catastrofista? y cuáles son a tu juicio las líneas que debe seguir el movimiento "Nunca Máis" en los próximos años. Unha aperta agarimosa

R.- Creo que ha habido un cambio de mirada. Eso se nota sobre todo en la gran ola de creatividad cultural, como un gran ex conjuro libertario, como el latido de un corazón independiente. Y creo que esa cultura, esa disposición libre, valiente, de la mirada puede irradiar parte de esa energía a la sociedad. Está pasando. Desde luego, si Galicia es un lugar donde vale la pena vivir y soñar es gracias a esas expresiones que confluyeron en lo que llamamos Nunca Mäis. Cuál sería la situación anímica de este país de quedarse inertes?

P.- Manu, ante todo mi admiración y respeto a tu obra que me ha hecho pasar muchos bueos ratos. Asumiendo que se hicieron cosas mal y que es totalmente natural que los gallegos esteis hasta las narices de barcos basura que os destrozan la casa, creo que es también cierto que se hizo un abusivo y casi ofensivo uso político del Prestige. La catástrofe fue terrible y queda mucho por hacer pero en la limpieza y en las ayudas se actuó diligentemente pero vosotros nunca lo admitís.

R.- Hubo, como ya comentamos, un desastre ecológico y un desastre político que se fue agrandando por la actitud de los gobernantes. Yo no entro ahora en el juego de partidos. Pero, como demócrata, no es admisible la usurpación que hizo de las instituciones el partido gobernante. Por qué se negó desde el principio a escuchar, a debatir, a investigar? En algún lugar del mar, con el Prestige, se hundió la vergüenza. Te pongo un ejemplo muy claro: Después del ataque a Iraq, y cuando afloraron parte de las maniobras de desinformación del poder, el portavoz del gobierno británico, Alastair Campbell, presentó su dimisión. Aquí, el portavoz del Gobierno, Mariano Rajoy, es el candidato a la presidencia!

P.- ¿Cree que tras la catástrofe del Prestige, la del Erika y otras tantas, se ha conseguido crear conciencia ecológica en este país? Si es así, ¿por qué otras catástrofes, como la de los incendios en Extremadura el pasado verano, o la casi segura destrucción del Delta del Ebro con el trasvase, no están recibiendo más allá de las comunidades afectadas, el apoyo y el respaldo popular que recibió la marea negra en Galicia?

R.- Creo que, potencialmente, la conciencia ecológica de la gente es muy alta. En todas partes. Lo que pasa es que la "anestesian" porque pone en evidencia muchas otras cosas, pone el dedo en la llaga de un modelo económico insensato. Lo de Galicia fue extraordinario. En las cifras oficiales, en la cuatificación de la catástrofe, ¿por qué no se habla de los cientos de miles de jornadas de trabajo de los voluntarios? ¿Cómo medir el valor de la solidaridad de la gente? Eso si que es una inversión de futuro.

P.- La gestión de "la crisis del Prestige" por parte de los gobiernos del partido popular ha sido la de ocultar y minimizar los efectos visibles del problema (de ahí la forma en que se les escondía la costa a los voluntarios, uso de los medios de comunicación...). En su opinión, ¿un gobierno de "otro color" habría actuado de otra manera?

R.- No lo sé. Por eso ha sido tan importante este movimiento cívico, para que ciertas actitudes no se repitan. El gobierno, sus portavoces, dicen que volverían a hacer lo mismo. Por su boca no se sabe si habla la insensatez o la mala conciencia. Pero yo digo: No, no volverían a hacer lo mismo. Además, no le dejaríamos.

P.- El correo gallego aplaudió la gestión de la crisis y minimizó la catastrofe en cuanto el gobierno hizo los primeros movimientos (2/12/02). La voz de Galicia en cambio aguantó las criticas durante más tiempo, hasta que... se habla de presiones de la Consellería de Comunicación, subvenciones, retirada de publicidad... ¿Hasta que grado en Galicia los medios dependen de la Xunta?

R.- En Galicia, es cierto, tenemos un problema de insuficiencia respiratoria. Pero creo que también es esa una aportación positiva de los movimientos de ciudadanía. Al ejercer y demandar mayor libertad, al denunciar la intimidación, apoyamos a quienes dentro de los medios de comunicación comparten esa necesidad de oxígeno. De todas formas, el Prestige también significó una revolución positiva en el peridoismo frente a la intimidación del poder.

P.- ¿No cree que el PSOE en Galicia ha utilizado ha Nunca Máis en función de sus intereses electorales en cada momento? Primero hicieron todo lo que estaba en su mano para evitar la convocatoria de la mani del 1 de diciembre, y al comprobar que fue un exitazo hicieron una rueda de prensa para apuntarse el tanto. A la de mayo, poco antes de las elecciones no acudieron porque iba contra su estrategia electoral...

R.- Hay demasiada gente que ya se ocupa de provocar "peleas de gallegos". Es mejor no perder el tiempo. Hay críticas que hacer a la oposición, pero yo no voy a caer en la trampa de medir por igual la responsabilidad de quien ha tenido y tiene el poder en Galicia y de aquellos que están en la oposición...


Entrevistado por El País

El 13 de Noviembre de 2003

Visualiza las 6 entrevistas de Manuel Rivas.      


Manuel Rivas
Escritor

A las 15.15 del 13 de noviembre de 2002 saltan las alarmas, un petrolero se encuentra en apuros a escasas millas de Finisterre. Así comenzó una de las mayores catástrofes ecológicas de la historia de España. Coincidiendo con el primer aniversario del naufragio del Prestige, el escritor y miembro de Nunca Máis Manuel Rivas ha sido entrevistado.



Quizás te pueda interesar

           
Germán Temprano
           
Juan Luis Arsuaga

           
José Antonio Marina
           
Pedro Corral

           
Vicente Verdú
           
Juan Manuel de Prada

Nueva entrevista       Entrevista al azar

Interviús © 2017 www.intervius.com