Jueves 18 de Enero del 2018     |     11909 entrevistas registradas.         

   

Busca entevistas:

A B C D E F G H I J K L M N Ñ O P Q R S T U V W X Y Z

Entrevista a Ana Romero el día 03 de Diciembre de 2010

Pregunta.- ¿ Tan fragil es la seguridad de Marruecos que la señora Romero con un bolígrado resulta una amenaza? No me lo puedo creeer.

Respuesta.- Resulta sorprendente, si. Pero un pais que no tiene libertad de expresion como Marruecos es efectivamente un lugar fragil, un sitio que tiene que protegerse del aire fresco que significa contar la verdad de las cosas.

P.- ¿Por qué crees que la Monarquía española ha sido siempre tan condescendiente con la Marroquí? ¿Por qué crees que el PSOE está siendo tan ambigüo con lo que está pasando en Al Aaiún? ¿Se debe sólo a la situación de ambos países y a que piensan que están "condenados" a entenderse? Si crees que hay otros motivos, cuáles son? Gracias, valiente!!!

R.- Si, porque estamos condenados a entendernos con nuestro vecino del sur. Se piensa que el peligro islamista que pende sobre Marruecos, y su condición de barrera de la inmigración ilegal, son motivos suficientemente poderosos como para cubrir un tupido velo sobre la violacion de derechos humanos. Un poco como durante la Guerra Fria, cuando Washington protegia a los regimenes dictatoriales del mundo por miedo a la llegada de los comunistas. En cuanto al PSOE, creo está siendo ambiguo porque asi lo es y ha sido su politica exterior desde que llego al poder en 2004: débil y dubitativa.

P.- Es que el Gobierno español no es capaz de infiltrar inteligencia en el lugar y elaborar un informe en condiciones?.

R.- Los unicos representantes occidentales que tienen permiso para entrar en El Aaiún son los estadounidenses. El Gobierno español, y he podido comprobarlo, no tiene interés en recibir un informe "en condiciones" como usted dice. Me consta que los intentos desde el terreno por explicar lo que había ocurrido en el campamento de Gdeim Izik fueron rehazados por la diplomacia española. Parece que Madrid prefiere creer la version del Gobierno amigo que es Marruecos.

P.- Estimada Ana, tu artículo de ayer...impresionante. Muchas gracias. ¿Sientes que con el transcurso de los días El Aaiún esta dejando de ser noticia para los españoles?. ¿Cómo consideras que deberíamos actuar los ciudadanos?. Un abrazo, Montse, Almería.

R.- Gracias, Montse. Es normal que con el paso del tiempo los españoles se interesen menos por lo que ocurre en El Aaiún. Lo que si creo es que los ciudadanos españoles nunca dejaran pasar- como no lo han hecho ahora- los abusos que Marruecos quiera infligir sobre los saharauis. La opinion publica de este país debe de seguir atenta a lo que ocurre allí porque es el cordón umbilical de los saharauis con el resto del mundo.

P.- Ola Ana, ante todo dejame darte la gracias a ti y al diario ELMUNDU por mi parte y por la de todos los saharaui que nos gusta de verdad aprender de ti. Yo hace poco estuve en los territorios ocupados del sahara occidental y vi todo aquello. Pero me gustaria que cuentes por favor lo que tu has visto de represiones por parte de la policia, ejército o gendarmia a los ciudadanos saharaui. ¿Que salida pacifica ves a este conflicto? GRACIAS.

R.- Gracias. He visto dos tipos de represión. Una diaria, silenciosa y constante, que consiste en dejar claro que Marruecos es el ocupante y el Sáhara Occidental el ocupado, ejerciendo un control policial sobre la vida de los saharauis impropia de estos tiempos. La otra, puntual y derivada de los sucesos del 8N y que ha consistido sobre todo en apaleamientos y violaciones. Encontrar una salida pacifica al conflicto sera muy dificil, pero no puede haber otra: si Marruecos quiere incorporar al Sáhara Occidental a su territorio, tendrá que aprender a tratar a los saharauis como iguales, y no como ciudadanos de segunda. En cualquier caso, EEUU, Francia y sobre todo España, tienen que presionar a Marruecos para que rectifique su política de hechos consumados. Los saharauis tienen que poder decidir su futuro.

P.- buenos dias sra. Romero. Considera, por lo vivido y observado por ud en el norte de África, que Marruecos, de seguir por esta línea de radicalismo, puede convertirse en un foco peligroso para España? muchas gracias.

R.- Si se refiere al radicalismo politico que estamos viviendo con respecto a España- amenaza de reevaluación de las relaciones, marcha sobre Ceuta, sentada ante la Embajada de España-, estoy convencida de que se trata de un gesto impostado para alcanzar réditos internos. Lo que sí preocupa es el radicalismo que pueda desarrollarse dentro del propio Marruecos y que pueda tambalear la monarquía alauí. El diario Le Monde, sin ir más lejos, informa hoy sobre la situación del Ejército marroquí: corrupción e incipiente islamismo en sus filas. También atribuye altos niveles de corrupción al Palacio Real. Así las cosas, nuestro vecino del sur no representa una gran promesa de estabilidad para el futuro.

P.- buenos diana Ana, estoy en los campamentos de refugiados, y todos estamos intranquilos por lo que esta pasando en el aaiun y otras ciudades saharauis ocupadas, que perspectivas ves a los saharauis que estan en las zonas ocupadas.

R.- Los he visto descorazonados con las perspectivas de futuro. El único momento en el que sentí que respiraban fue la semana pasada cuando se conoció la resolución del Parlamento Europeo (pidiendo una investigación de la ONU) y el informe de Human Rights Watch (corroborando los abusos cometidos por Marruecos durante y tras el 8-N). Parece que los saharuis que viven en los territorios ocupados palpitan cuando intuyen que el mundo los observa y los tiene en cuenta.

P.- ¿Cómo ha conseguido mantenerse tanto tiempo en el Aaiun?

R.- ¿Logísticamente? ¡No moviéndome de allí! ¿Psicológicamente? Por obstinación y por el padre Rafael (el único sacerdote español que hay en El Aaiún), que me acogía cada mañana y me daba fuerzas para seguir otro día más. Y sobre todo gracias al apoyo incondicional del periódico y de su director, que me hacían ver la importancia de permanecer allí para contar lo que había pasado.

P.- Buenos días, ¿se ha sentido en algun momento desprotegida por parte del Gobierno español?

R.- Sí, pero no porque no se interesaran por mi (me consta que se interesaron y mucho). Sino porque la escasa influencia que el Gobierno español tiene sobre Marruecos. A pesar de los innumerables gestos de buena voluntad que Madrid tiene hacia Rabat, el Gobierno magrebí no acepta las recomendaciones del Ejecutivo español. Así, nadie del Gobierno español pudo convencer a las autoridades marroquíes para que me dejaran quedarme y trabajar libremente alli.

P.- Buenos días, ¿ cómo cree que afectará el caso a las relaciones entre Marruecos y España?

R.- Ya se está viendo que mal. Marruecos no entiende que en España hay una prensa libre que nada tiene que ver con el Gobierno. En el fondo, Rabat está perplejo porque el Gobierno español no pudiera obligar al director de EL MUNDO a ordenarme que saliera de El Aaiún. Les pasa igual con el Congreso. No entienden que en España hay separación de poderes, y que el Parlamento actúa por su cuenta, como se ha demostrado con la moción aprobada ayer a pesar de los las maniobras de distracción del PSOE.

P.- Buenos días, ¿ qué le parece la actitud del cuerpo diplomático español ante casos como el suyo? Gracias

R.- La diplomacia española está en una posición muy difícil. Tiene las alas cortadas por el Gobierno, que le ha dado la consigna de cuidar al máximo las relaciones con Marruecos. Casos como el mío sólo vienen a complicarles la vida. Al final, cuantos menos periodistas y activistas españoles se empeñen en ir a El Aaiún, mejor.

P.- Hola, querida Ana. Dicen que el miedo hace al cobarde más cobarde y al valiente más valiente. ¿Tú te has sentido, entonces, más valiente en El Aaiún o en la Londres que siguió a los atentados del 7-J y del 21-J, donde no era difícil sentir pánico al viajar en el metro? Un saludo y feliz regreso a Madrid. Adrián

R.- Gracias, Adrián, pero yo no soy nada valiente. Sin duda, he pasado infinitamente más miedo en El Aaiún que en Londres tras el 7-J. Al fin y al cabo, no hay prácticamente lugar del mundo donde uno esté a salvo de la posibilidad de sufrir un atentado terrorista de los yihadistas. En El Aaiún, el miedo venía de saber de lo que son capaces las fuerzas de seguridad marroquíes, que al menos en el Sáhara Occidental siguen operando de una manera siniestra.

P.- ¿Crees que El Rey de España debería mediar en esto? Se supone que es una figura respetada internacionalmente y además, y lo más importante, el Rey de Marruecos es su "sobrino". ¿Por qué se calla?

R.- Llega un momento en el que ni el rey Juan Carlos puede mediar en esta nueva crisis con Marruecos. Mohamed VI sabe que su corona peligra si pierde el Sáhara Occidental, y va a pelear como gato panza arriba por mantener los hechos consumados en estos 35 años desde que los españoles abandonadamos esa colonia. El soberano alauí está convencido de que es de España- debido a su opinión pública y a su prensa- de donde viene el mayor peligro a la hora de neutralizar su decisión de incoporar al Sáhara en contra de la legalidad internacional.

P.- Buenos dias Ana. Teniendo presente en la mente la negacion por parte de Marruecos de la existencia de las tristemente celebres carceles secretas de Galat Mguna y Tazmamarat asi como de la hipotesis de que el cadaver del ex-lider de la oposicion fue disuelto en acido para borrar huellas, ¿ no cree usted que los saharauis desaparecidos tras el asalto del campamento de la dignidad de Gdeim Izic, tal vez, fueron enterrados debajo de las inmensas dunas del desierto para evitar mas condenas internacionales?

R.- Creo que si hay una buena noticia en toda esta historia es que la represión bajo Mohamed VI (que existe) resulta "light" comparada con la que ejerció su padre, Hasan II. Los ejemplos que usted pone- terroríficos y ciertos- ocurrieron durante los llamados años de plomo. A mi no me consta que haya un gran número de desaparecidos tras los sucesos de Gdeim Izik. Lo que ocurrió es que las fuerzas de seguridad los "desaparecieron" durante más de dos semanas (los tuvieron en la comisaría de la wilaya, en el cuartel de la gendarmería y en los hospitales, donde los maltrataron) pero luego empezaron a reaparecer. Pienso que influyó la presión internacional en esas reapariciones. Y estoy convencida de que la comunidad internacional permite a Marruecos ocupar el Sáhara Occidental e incluso cometes abusos. Matar a saharauis o a disidentes como en la época de Hasan II es otra cosa.

P.- Yo viví en el Aaiun cinco años y entonces nos querían. Sigue siendo igual?

R.- Entiendo que los sahararuis querían a los españoles. Por mi experiencia, sigue siendo así. He recibido constantes muestras de afecto, algunas muy emotivas. Lo que sí ha quedado muy claro es que los saharauis distinguen claramente entre el pueblo español y su Gobierno. Incluso en las casas más humildes, donde te imaginas que las familias sigan la política internacional, existe el convencimiento de que el Gobierno del PSOE los ha abandonado.

P.- Intentaras volver de nuevo al Auin?

R.- ¡Mañana no! Pero creo que es importante que los periodistas esapñoles no cejemos en el intento de entrar allí. Personalmente, me gustaría volver para informar sobre la resolución del conflicto.

P.- Muchas gracias por sus estupendos reportajes desde El Aaiún. Los informes de Human Rights Watch y Amnistía Internacional hablan de torturas generalizadas,violaciones de mujeres y hombres,asaltos a domicilios y negocios saharauis,detención y maltrato a heridos y el número de muertos no ha podido ser contrastado por venir solo de fuentes marroquies.A la vista de estos informes,¿Porqué el regimen marroquí se empeña en mentir e incluso acusar a los medios españoles de tergiversar los hechos y atacar a Marruecos?

R.- El Marruecos de Mohamed VI ha hecho una gran apuesta por la democratización (al menos de cara al exterior). La constatación de que las fuerzas de seguridad marroquíes violan los derechos humanos pone de manifiesto que Rabat está a años luz de ser una democracia. En cuanto a los periodistas, el deseo de matar al mensajero viene de la noche de los tiempos....

P.- Buenos días. Soy un empresario español afincado en Tánger. El lunes pasado el alcalde de la ciudad nos invitó a comer a un grupo de empresarios españoles y nos mostró un video, tomado desde helicoptero, sobre el desalojo del campamento. En el se ve como linchan a policias marroquies y se vejan sus cadaveres. Se ve como saharauis utlizan métodos de guerrilla callejera. Sin justificar a los unos, ¿no crees que los otros no son tan buenos?

R.- Estoy de acuerdo. Por primera vez, los saharauis utilizaron técnicas desconocidas, como por ejemplo degollar a un policía. Pero me sorprende que no lo hayan hecho antes. Después de 35 años de ocupación, hay una generación joven en El Aaiún que ha crecido odiando a Marruecos. Uno de los asuntos que dejé pendientes de investigar es por qué de las filas saharauis no salen terroristas suicidas dispuestos a inmolarse en Rabat, Fez, Casablanca o Tanger.


Entrevistado por El Mundo

El 03 de Diciembre de 2010

Visualiza las 3 entrevistas de Ana Romero.      


Ana Romero
Periodista

Rabat expulsó el lunes de El Aaiún a la enviada especial de EL MUNDO. La periodista abandonó el Sáhara en un avión con destino a Casablanca, después de que la policía marroquí la condujera escoltada hasta el aeropuerto. Ana Romero había recibido una orden de expulsión de manos del adjunto del gobernador por ser una «amenaza a la seguridad nacional». Ahora comparte su experiencia.



Quizás te pueda interesar

           
Mamen Mendizábal
           
Mercedes Milá

           
Jordi Évole
           
Carmen Rigalt

           
Juan Cervera
           
Antoni Daimiel

Nueva entrevista       Entrevista al azar

Interviús © 2017 www.intervius.com